Saltar al contenido
Enciclopedia de los Alimentos

Árbol del Tamarindo y su Cultivo – Bonsai

Árbol del Tamarindo y su Cultivo - Bonsai 1

Existen árboles majestuosos en nuestro planeta. En el presente trabajo nos referiremos a una planta que además de ser elegante y frondosa nos brinda unas de las frutas realmente más interesantes. Hablamos del árbol del tamarindo sigue junto a nosotros y conoce todos los detalles de esta planta y sus características. También puedes saber más sobre los Beneficios del Tamarindo.

Descripción del árbol del Tamarindo

El árbol del tamarindo es una planta perennifolia o lo que es lo mismo decir que siempre presentan hojas por lo que todo el tiempo podemos apreciarlas verdes. Logran alcanzar una altura máxima de entre 20 y 30 metros.

Caracterizándose además por ser árboles muy longevos (pueden durar hasta 200 años) y de lento crecimiento. Sus hojas son alternas y compuestas por 10-20 pares de foliolos relativamente pequeños (12-20 mm). Flores pequeñas organizadas en racimos.

El fruto tiene forma de legumbre con una longitud entre 5 y 20 cm y un ancho de 2 a 3 cm, pueden ser rectos o ligeramente curvados de color canela, tabicado entre semillas.

Es un árbol frondoso con un follaje elegante y refinado, como si fuera de encaje y sus vainas cuales pendientes constituyen unos de los mejores frutos que jamás se ha probado. Puede parecer un poco extraño pero el fruto del tamarindo es por su cantidad de azucares uno de los más dulces del planeta y a su vez es uno de los más ácidos. Gracias a su gran fortaleza es a menudo utilizado como cortina rompe vientos para proteger plantaciones como los cítricos.

Árbol del Tamarindo y su Cultivo - Bonsai 2
Árbol del Tamarindo y sus frutos

¿Cómo y Quién siembra la planta de tamarindo?

Para hablar de cómo cultivar el tamarindo, primeramente, debemos conocer que el mismo se propaga por injertos, estacas y semillas las cuales germinan varios meses después de ser extraídas de las vainas. En el caso de emplear el método de cultivo basado en las semillas podemos decir que las mismas deben ser remojadas en agua tibia la noche antes de ser plantadas, esto acelerará su proceso de germinación. Las mismas se colocan y luego se cubre por ½ pulgada de tierra, la germinación ocurrirá varios días después de plantarlas.

Para sembrar la planta de tamarindo se debe cavar un hoyo amplio, luego debe retirarse la planta de la maceta, cantero o bolsa donde se encuentre. Luego se le cortan las raíces muertas o dañadas, se coloca en el hoyo y se cubre con la tierra extraída del mismo sitio. El marco de plantación debe ser amplio ya que son plantas que pueden ocupar mucho espacio.

Los principales requisitos para su cultivo son entre otros contar con abundante sol. En cuanto al suelo el ideal resulta el suelo franco profundo, aunque se desarrolla bien en suelos arenosos, arcillosos e incluso en los suelos salinos. No resulta preocupante el pH del suelo, pero si es necesario que el mismo posea un buen drenaje.

Recomendado:  Tamarindo: 8 Beneficios y Propiedades para la salud

En cuanto al riego es más necesario cuando son plantas pequeñas que deben ser regadas cuando la capa superior se sienta seca al tacto, una vez establecida la plantación no es tan necesario regarlas pues pueden soportar grandes períodos de sequías y son capaces de sobrevivir en condiciones extremas sin experimentar muchos cambios adversos. Las plantas jóvenes pueden requerir de fertilización cada 2 o 3 meses mientras que los árboles maduros no requieren de abonado, aunque puede realizarse para mejorar sus producciones.

Árbol del Tamarindo y su Cultivo - Bonsai 3

¿Cuánto tiempo tarda en germinar una semilla de tamarindo?

Las semillas de tamarindo para su germinación si no son sometidas a algún tipo de tratamiento pueden demorar incluso meses antes de brotar y vale resaltar que mientras más tiempos pasen las semillas en el suelo más posibilidades tienen de podrirse o ser víctimas de alguna plaga. En cambio, si son tratadas con agua tibia y cubiertas con poca tierra la germinación tendrá lugar entre 7 y 14 días.

¿Cuánto tarda en producir un árbol del tamarindo?

Existe las algunas culturas un refrán que dice que “quien siembra tamarindo no cosecha tamarindos”, esto se debe nada más y nada menos a que el tamarindo es además un árbol longevo, muy tardío en dar frutos siendo su rango promedio de producción entre los 7 y 12 años después de su nacimiento. Y esto si las condiciones climáticas son favorables y el desarrollo de la planta es el adecuado pues en ocasiones pueden demorar hasta 15 años. Además, estos árboles tienen un período óptimo productivo entre 40 y 60 años.

Árbol del Tamarindo y su Cultivo - Bonsai 4

Origen del Tamarindo

Este árbol es originario de África tropical, específicamente en Sudán, donde aún sigue creciendo de forma silvestre, aunque es nativo de muchas regiones como Cabo Verde, Yemen y otros países de esa zona. Se fue extendiendo por toda el Asia meridional, muy probable que por la mano del hombre y es cultivado allí desde hace varios miles de años. Se ha ido propagando además por el mundo encontrándose hoy en la mayoría de las regiones y países. Teniendo en México y Centroamérica dos de las zonas de mayor producción y consumo.

Descripción de la flor de tamarindo y sus usos

Las flores del tamarindo se encuentran organizadas en racimos, dispuestos o no en panículas en el ápice de los brotes. Sus pétalos son amarillos con rayas naranjas a rojas, vienen en labios desiguales: el superior con 3 pétalos bien desarrollados y los 2 inferiores muy reducidos.

Tiene escamoides tapados por la base del tubo estaminal de 3 estambres desarrollados soldados en un tubo ascendente curvado y unos estaminodios diminutos en el ápice de dicho tubo. Los ovarios son numerosos, con estilo alargado y estigma globular.

Recomendado:  Tamarindo: 8 Beneficios y Propiedades para la salud

¿Cómo sembrar tamarindo en macetas en casa?

¿Cómo hacer un bonsái de tamarindo?

Si deseas tener un bonsái, hacer tu bonsái del árbol de tamarindo puede ser la opción indicada. Entre sus principales características se encuentra que permanecen verdes durante todo el año. Para hacer este bonsái de tamarindo debes tener en cuenta que existen varias formas o estilos de hacerlo ya sea a partir de semillas, esquejes o injertos.

En nuestro caso nos toca recomendarte que si vas a hacer tu bonsái de tamarindo utilices el método de las semillas o estilo Misha como también se le conoce. Esta es la técnica más apropiada para los perfeccionistas, así como para el que desea aprender cómo hacer un bonsái desde el principio, ya que la planta puede ser moldeada desde el principio, evitando así cualquier error.

Para ello lo primero será saber con seguridad que las semillas que se utilizarán son de la última cosecha, para estar seguros de que no han perdido su capacidad de germinación. Antes de introducir la semilla de tamarindo en la tierra, conviene dejarla en remojo de 12 a 24 horas en agua tibia tirando siempre las que queden suspendidas en la superficie del agua. Pueden ser plantadas directamente en la maceta donde queremos que nuestro bonsái viva su vida o primero en un cantero y luego trasplantarla. Hay quienes aconsejan dejarla sus dos primeros años en otra maceta antes de llevarlas a partir del tercer año a su recipiente definitivo.

Es fundamental conocer que la esencia para lograr un bonsái perfecto es necesario realizar ciertas acciones y tener en cuenta diferentes variables climatológicas. Primero lo primero, se necesita inicialmente tener dicho árbol confinado en una maceta, luego hacer podas periódicas de sus ramas y sus raíces, de esta manera estaremos regulando el crecimiento desmedido. Incluso se puede variar su presencia visual utilizando algunos elementos como grapas y amarres.

Lo otro seria tener en cuenta la iluminación ya que estos árboles en miniatura necesitarán mucha luz natural y artificial, recomendamos si se encuentran en el interior colocarlas cerca de alguna ventana. La otra variable a medir sería la temperatura debido a que el tamarindo es una planta tropical y aunque soporte algunas condiciones adversas debes regular que la planta viva una temperatura muy similar a la que existe en sus zonas de origen. Y Para finalizar el riego es muy importante, en el caso del tamarindo es sabido que no necesita mucha humedad, pero no debemos abusar tampoco de esa cualidad.

Referencias sobre el Tamarindo

  1. Morton, J., Fruits of warm climates: Tamarind, p. 115–121, Miami, 1987Tamarindus en Flora of China
  2. http://www.tropicos.org/Name/13033329
  3. Bailey LH. The Standard Cyclopedia of Horticulture. New York. The MacMillan Co., 1963:3639
  4. FAO, Especies frutales forestales. Roma: Estudios FAO-montes No. 34. 1982:150
  5. Duranffourd C, Hervicourt LD y Lapraz JC. Cuadernos de fitoterapia clínica. Barcelona: Ed. Masson, 1986:86
  6. Tamarindus indica en The Plant List, 2010, consultado 1 de diciembre de 2013
  7. http://bonsaiexperience.com/BonsaiTreeCare1.html
Atendemos tus dudas
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)